LA ASTILLA

La astilla de madera es un combustible respetuoso con el medio ambiente. Para la generación de astillas de madera no es preciso talar ningún árbol, y en su generación se utilizan todos los tipos de restos de madera que nos ofrece la naturaleza: ramas, restos de tormentas, cortezas de los árboles, restos de limpiezas de monte, etc.

 Para obtener una astilla de calidad es necesario llevar a cabo un cuidadoso proceso de secado, para conseguir el máximo poder calorífico.

Cada vez hay más marcas y modelos de calderas que son policombustibles y nos permiten quemar tanto pelet como astilla de madera.

Rebi, Recursos de la Biomasa, trabaja también con calderas policombustibles (astilla/pelet), para garantizar el máximo servicio y rendimiento en sus instalaciones.

 

Diseño web: Gesdinet